¿Sabes la diferencia entre correctores y pre–correctores?

No te apresures a decir que si, porque aunque parezca un concepto muy evidente, no lo es

 En este post vamos a tratar en profundidad las diferencias entre precorrectores y correctores para que puedas sacarles el máximo partido a ambos productos utilizándolos adecuadamente.

Muchas veces en maquillaje y cosmética tendemos a huir de lo desconocido y no probar cosas nuevas, en el caso de los pre-correctores siempre se han concebido como algo “muy profesional”. Pero hoy en día un producto que veíamos como algo para maquillajes de cine, teatro o de fotografía está a nuestro alcance para que podamos usarlos cuando lo necesitemos.

Hay épocas de cansancio, de comer mal, de estrés, que nos afectan en general pero sobre todo al rostro y a la ojera, marcándola, modificando su color y dándonos esa efecto “mala cara” que tan poco nos gusta. Como siempre vamos a hacer un parón aquí para especificar que: si tienes ojeras y no quieres camuflarlas, está genial y si quieres camuflarlas, también. En el post simplemente damos las opciones para cubrir las ojeras de forma más efectiva y con efecto natural, que es el tipo de maquillaje por el que apuesto siempre en mi estudio.

La solución no solo está en usar corrector de ojeras

Para que tu piel vuelva a ser la de siempre podrás servirte de cremas y tratamientos de cosmética específicos que te ayudarán a descongestionar la zona además del maquillaje. 

No está de más decir, que el maquillaje ayuda pero no hace milagros así que para conseguir un resultado óptimo con el uso de correctores y pre-correctores, precisamos de una buena limpieza, mascarillas faciales y/o parches para el contorno de ojos (permitidme aquí que recomiende los de Sephora), un sérum y una hidratante que empiece a recuperar nuestra piel y la prepare para el maquillaje.

Para ayudarnos en la tarea de cubrir las ojeras existen los precorrectores y los correctores, dos productos cosméticos que se utilizan en maquillajes tanto diarios como de fiesta para ocultar y dar luminosidad a las ojeras. Vamos a ver las diferencias entre ellos:

1. ¿Qué es un pre–corrector de ojeras?

De los dos productos que protagonizan este post, este es el menos conocido ya que hay muy pocas marcas que vendan pre-correctores como tal (Bobby Brown y Kryolan por ejemplo). 

Los pre-correctores son un producto de maquillaje de textura más densa, que nos  ayudan a cubrir ojeras muy marcadas neutralizando su color para luego aplicar el corrector encima y unificar con el resto del rostro. En ocasiones podemos utilizar la propia base para unificar. Es importante aclarar que no todo el mundo necesita pre-correctores, o incluso quien los necesita, puede no hacerlo siempre, las ojeras no siempre están del mismo color o con la misma intensidad. 

He especificado que hay pocas marcas que produzcan pre-correctores como tal porque lo que si podemos encontrar más comúnmente como pre-correctores son los correctores verdes, naranjas y amarillos. La finalidad de estos productos es neutralizar el tono que queramos corregir para aplicar después encima otro producto que unifique. Como su uso está muy extendido los voy a meter dentro de este grupo aunque como profesional no soy muy partidaria de ellos, en concreto del corrector verde. 

1. ¿Qué es un pre–corrector de ojeras?

Como ya hemos adelantado, los pre-correctores están hechos para corregir ojeras pronunciadas y se aplican antes del corrector para neutralizar el tono de la ojera. Estos productos son tremendamente efectivos pero también son densos y como siempre hablamos, no existen los milagros en el maquillaje: al ser un producto denso neutralizará tus ojeras pero a cambio marcará más las líneas de expresión. Yo siempre digo que aquí hay que elegir entre que no se marquen las arruguitas o cubrir por completo las ojeras ya que cuanto más denso sea el producto que usemos en las ojeras, más se marcarán las líneas de expresión. Siempre te quedará la opción de utilizar una base y un corrector con buena cobertura, de textura más ligera, que las disimulen pero que no marquen más las líneas de expresión. 

Una vez que te has decidido por usar pre-corrector para tus ojeras tienes que saber que hay varios tonos a elegir según el color de tu ojera. La teoría del color nos dice que el color complementario es el que consigue neutralizar. Antes de que entres en pánico, una clasecilla rápida:

Los colores primarios son el rojo, el amarillo y el azul. La mezcla de dos de ellos crea los colores secundarios que son el naranja, el verde y el morado, que a su vez se convierten en complementarios del color primario que queda fuera de su mezcla.

Por lo tanto, las ojeras moradas se corrigen con tonos amarillos y las azuladas con los pre-correctores anaranjados. 

Aunque expliquemos el concepto con una teoría, no es una ciencia exacta porque como todo en maquillaje, cada persona, piel y ojera es un mundo. De hecho una vez que usas pre-corrector, mi experiencia es que no siempre tienes que aplicar corrector encima. Por ejemplo con el pre-corrector salmón de Kryolan he conseguido resultados muy buenos sin necesidad de usar corrector después, solo un poco de base de maquillaje para unificar el rostro.

Diría para finalizar esta parte que la clave es ir probando hasta dar con la combinación perfecta y el equilibrio entre cubrir la ojera y no marcar más las líneas de expresión.

¿Qué es un corrector de ojeras?

Vamos a describirlo aunque no haga falta, ya que este producto ha sido nuestro mejor amigo en algún momento y nos ha salvado de muchas. Estamos de acuerdo en que más que una descripción se merece un homenaje pero, vamos a tomar el camino técnico en el blog y a describirlo para que se pueda comparar bien con el pre-corrector.

El corrector de ojeras es un producto que se usa para corregir la ojera y unificar el tono con el resto de la cara al mismo tiempo. Hago inciso en unificar, es decir, conseguir el mismo tono de nuestra piel, porque está muy extendido su uso con tonos más claros que el nuestro. Aquí nos encontramos ante un error similar al de escoger una base de maquillaje más oscura que nuestra piel, del que ya hablamos en el post “Cómo saber qué tono escoger de base de maquillaje”. Si corregimos nuestras ojeras con un tono mucho más claro que nuestra piel, conseguiremos justo el efecto contrario: una ojera gris, más llamativa que hará que en fotos parezcamos un mapache. Eso sí, para iluminar el rostro a la misma vez que corregimos la ojera, si que podemos usar un tono por debajo del nuestro ¡pero solo uno! ¡que os estaré observando!

Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

TIP

Este, en cambio, puedes usarlo para poner algún tip extra que quieras destacar. Lorem fistrum por la gloria de mi madre esse jarl aliqua llevame al sircoo. De la pradera ullamco qué dise usteer está la cosa muy malar.

0 0 votos
rating
Suscríbete
Notificarme sobre:
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios